Actualidad

El Imibic tiene en marcha 19 proyectos de investigación sobre la diabetes

2019-11-15 10:00:00
  • El Instituto Maimónides impulsa nueve ensayos clínicos sobre esta enfermedad crónica y diez estudios que analizan, entre otros factores, la importancia de una buena alimentación.

 

El Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (Imibic) tiene en marcha 19 estudios sobre la diabetes. En concreto, los profesionales que trabajan en este centro llevan a cabo diez proyectos de investigación y nueve ensayos clínicos que tienen el objetivo de mejorar la calidad de vida de las personas con esta enfermedad crónica, indagar en la importancia de la alimentación y en los posibles tratamientos, entre otros aspectos.

La diabetes, cuyo día mundial se celebra este jueves, es una patología para la que hasta la fecha no hay cura y que en los últimos años está creciendo debido, entre otros factores, al estilo de vida sedentario y la mala alimentación. Esto ha ocasionado que en los últimos años haya aumentado el número de diagnósticos del tipo 2 de esta patología en niños casi en paralelo al incremento de la obesidad.

Por eso, la diabetes centra una parte importante de los estudios que se desarrollan en el Imibic. Respecto a los proyectos de investigación, el especialista en Medicina Interna José López Miranda está al frente de uno de los más prometedores, el CordioPrev-Direct, que analiza el efecto de una dieta mediterránea rica en aceite de oliva virgen sobre la regresión de la diabetes mellitus tipo 2 de reciente diagnóstico.

Por su parte, la investigadora Elena Yubero dirige el Cordioprev-Nediab, que compara el efecto del consumo de dos modelos de dieta en el desarrollo de la nefropatía diabética (el daño que el exceso de glucosa en sangre causa a las nefronas, las responsables de filtrar la sangre).

Otro de los proyectos más destacados es el Power2dm, cuyo investigador principal es Francisco Javier Delgado y que tiene como fin que la persona con diabetes tome parte en el control de su enfermedad. Este sistema pretende que el paciente pueda recibir información que le ayude a poner en marcha determinadas herramientas de autogestión necesarias para facilitar el control de su enfermedad, como cambios en la dieta, adecuar el ejercicio físico en determinadas situaciones, proponerse retos saludables y reconocer datos de alarma para pedir una consulta al médico.

 

LA DIETA MEDITERRÁNEA CENTRA VARIOS DE LOS ESTUDIOS QUE SE DESARROLLAN EN CÓRDOBA.

La dieta mediterránea también es la protagonista de otro de los estudios que se desarrollan en el seno del Imibic, el Predimed+DM, que, con Antonio García Ríos al frente, profundiza en el efecto de una pérdida de peso con dieta mediterránea hipocalórica y la promoción de la actividad física en la prevención de diabetes tipo 2 en personas con síndrome metabólico.

Además, la alimentación es la base de otro proyecto encabezado por Elena Yubero en el que se analiza la influencia de la obesidad en la evolución de la nefropatía diabética y el consumo de dos modelos de dieta cardiosaludable como estrategia terapéutica en el desarrollo de la enfermedad.

A estas líneas de investigación hay que añadir otras que giran en torno a la cicatrización de úlceras cutáneas en diabéticos, el efecto de la hormona PTH (1-34) y la vitamina D3 en la movilización de células precursoras endoteliales y su papel en la medicina regenerativa aplicada a la cicatrización de úlceras cutáneas en diabéticos; o el papel de la célula alfa en el desarrollo de diabetes mellitus tipo 2 en personas de edad avanzada.

Por otro lado, el Imibic desarrolla nueve ensayos clínicos impulsados por las unidades de Medicina Interna, Nefrología, Endocrinología y Nutrición, Radiodiagnóstico y Cardiología.

Entre ellos está el Prominent, cuyo investigador principal es Francisco Javier Delgado y que estudia la administración del pemafibrato para la prevención de la enfermedad coronaria en pacientes diabéticos con triglicéridos altos. A su cargo está también el Soul, que se centra en la semaglutida en relación a las cardiopatías en pacientes con diabetes tipo 2.

Además, el nefrólogo Rafael Santamaría participa en el Sonar, un ensayo diseñado para evaluar los efectos de atrasentan; y López Miranda dirige el Prelipid, sobre el manejo del paciente dislipémico prediabético (los que tienen una concentración elevada de lípidos o una concentración baja de colesterol rico en lipoproteínas) en las unidades de lípidos.