Detección precoz de cáncer por aliento exhalado

Autor aruiz

Un estudio en fase experimental podría validar este método para procesos de pulmón y colon, entre otros.

 

La detección precoz de cáncer mediante la utilización del aliento exhalado puede ser una realidad en poco tiempo si se confirman los estudios que en este sentido están iniciando científicos en del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), el Hospital Reina Sofía y la Universidad de Córdoba liderados por el biólogo Antonio Rodríguez Ariza. Se trata de un proyecto multidisciplinar, con participación de investigadores básicos y clínicos de distintos grupos de investigación del IMIBIC. Entre las diferentes aplicaciones diagnósticas de este estudio se encuentran los tumores de pulmón y de colon, que se presentan actualmente con una frecuencia muy elevada. Este tipo de prueba resultaría muy útil en pacientes que presentan factores de riesgo. De hecho en algunos estudios americanos se relaciona el perfil de los metabolitos del aliento exhalado con la presencia de tumores.

Según Rodríguez Ariza, “este tipo de análisis químico también sería útil para la detección precoz de los tumores de mama y próstata”. Desde hace unos años esta prueba mediante aliento exhalado ya se investiga como un posible método de detección de cáncer de pulmón, si bien todavía en fase experimental. Una de las principales metas de los estudios realizados en el IMIBIC es establecer si esta metodología es válida para detectar la enfermedad oncológica en fases tempranas.

El estudio científico destaca que aquellas pruebas de detección mínimamente invasivas, como la del aliento exhalado, facilitarían un cribado masivo de pacientes con riesgo, y por tanto una precoz detección. Este diagnóstico temprano, junto con las terapias adecuadas, redundarían en una significativa disminución de la mortalidad por procesos oncológicos.

Para completar este estudio en curso se está realizando un análisis metabolómico, es decir un perfil completo de aquellos metabolitos presentes en el aire exhalado. Para ello se utiliza la última tecnología disponible en química analítica, principalmente cromatografía líquida o de gases, acoplada a espectrometría de masas. También se está realizando la detección de ADN y proteínas presentes en el aire exhalado, lo que posibilitarí estudios epigenéticos y proteómicos, respectivamente,n sobre todo en cáncer de pulmón.

Según Rodríguez Ariza, “si se identifica un biomarcador, o un panel de biomarcadores que posean alta especificidad y sensibilidad, el objetivo es poder trasladar al mercado el sistema para el diagnóstico en pacientes de riesgo”. Otros procesos oncológicos sobre los que tendría validez esta prueba, una vez constatados los resultados, serían los de páncreas o de ovario, con muy mal pronóstico a causa de su tardía detección.

Los comentarios están cerrados.