Más de 120 oncólogos analizan en el IMIBIC los tratamientos más novedosos para tumores digestivos

Autor IMIBIC

 

  • El Hospital Reina Sofía ha sido el segundo centro sanitario de España y el primero en Andalucía en practicar la ‘biopsia líquida’, que ofrece una atención más personalizada y eficaz en pacientes de cáncer colorrectal

Más de 120 oncólogos procedentes de toda España analizarán hoy los tratamientos más novedosos para tumores digestivos centrándose en los últimos avances en cáncer de colón, recto, gástrico y de páncreas, según ha indicado el director de la Unidad de Gestión Clínica de Oncología Médica del Hospital Universitario Reina Sofía, Enrique Aranda.

La XX Reunión de Actualización en Tratamiento Oncológico, que organiza anualmente la Unidad de Gestión Clínica de Oncología Médica del Hospital Reina Sofía, y que se celebrará en el Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), se dedicará este año a la revisión, tanto en el plano asistencial como en el ámbito de la investigación, de las últimas novedades en los carcinomas que afectan al aparato digestivo, entre los que el cáncer colorrectal presenta mayor incidencia.

A la presentación de este encuentro han acudido el director asistencial del Hospital Universitario Reina Sofía, Antonio Llergo, el director científico del IMIBIC, Justo P. Castaño, y Enrique Aranda, organizador de la cita.

Dentro de las reuniones de actualización del tratamiento de diferentes patologías tumorales que se vienen celebrando en Córdoba en los últimos 20 años, en la presente edición se vuelven a abordar los tumores digestivos, que protagonizaron el evento en 2014. En este sentido, el doctor Aranda ha recordado que el cáncer de colón es uno de los tumores malignos más frecuentes en Europa. Si se considera conjuntamente a hombres y mujeres, es el que tiene más incidencia. Cada año se detectan en España casi 33.000 casos de cáncer de colon (unos 460 anuales en el Hospital Reina Sofía). En Andalucía ocupa el tercer lugar en hombres, tras los cánceres de pulmón y próstata, y el segundo en mujeres, después del cáncer de mama.

El cáncer colorrectal se caracteriza por no causar ninguna molestia hasta que se encuentra muy avanzado, aparece de manera silente y por eso el 40% se diagnostica en fase metastásica o avanzada. Por tanto, el diagnóstico precoz es muy importante, así como detectarlo antes de que haya síntomas, con el fin de que su tratamiento sea más fácil y aumenten las posibilidades de curación.

La prevención para evitar que aparezca el tumor es primordial, por lo que las campañas de cribado son fundamentales para disminuir la incidencia del cáncer colorrectal., ya que el hecho de diagnosticar precozmente la enfermedad adquiere una gran importancia, puesto que en estos estadíos se puede curar por encima del 90%.

El doctor Aranda ha resaltado que, probablemente, el cáncer colorrectal es uno de los tumores en los que más se ha mejorado en cuanto a supervivencia y mejora de calidad de vida en la última década. Esto ha sido motivado sobre todo por el avance en el diagnóstico, en el abordaje quirúrgico y en una atención multidisciplinar que ha puesto al paciente en el centro del sistema. Al mismo tiempo, han aparecido nuevos fármacos contra dianas específicas, lo que sumado a la quimioterapia ha supuesto un paso más en el tratamiento de esta patología. Además, el mayor conocimiento de la biología molecular del cáncer en general y del colorrectal en particular está permitiendo individualizar cada vez más el tratamiento, ofertando al paciente aquello que es más eficaz para él en cada momento y con la menor toxicidad posible.

En este sentido, el Hospital Reina Sofía y el IMIBIC aplican una técnica experimental menos invasiva, más rápida y precisa para el paciente oncológico avanzado denominada Biopsia Líquida. Esta técnica comenzó a aplicarse en el Hospital Reina Sofía a finales del 2015, siendo el primer Hospital de Andalucía y el segundo de España (el primero fue el Vall d’Hebron de Barcelona) en introducir esta innovación en el diagnóstico y tratamiento del cáncer. Concretamente, consiste en obtener información muy precisa del tumor en tiempo real a través de una extracción de sangre.

            Esto es posible gracias a los avances que se han producido en el campo de la biotecnología. En este sentido, la muestra de sangre es analizada en un equipo ubicado en el IMIBIC, que cuenta con un software específico “que permite estudiar la vías de señalización RAS para poder utilizarlas como biomarcadores, es decir, extraer información genética del tumor, en pacientes con cáncer colorrectal metastásico”, según ha explicado el doctor Aranda, que es también investigador responsable del grupo de investigación del IMIBIC Nuevas Terapias en Cáncer.

Esta información permite hacer un diagnóstico molecular mucho más preciso y ofrecer un tratamiento más efectivo a los pacientes, ya que podemos conocer en tiempo real si el tumor ha mutado o si el paciente presenta una enfermedad metastásica. Se trata de una técnica experimental que sólo se aplica a pacientes oncológicos con un determinado perfil. En este sentido, el oncólogo explica que en estos momentos “estamos implementando la técnica en la práctica clínica”.

El gran reto es adelantarse a las mutaciones y poder adaptar el tratamiento a los cambios del paciente, ofreciendo el más preciso y eficaz. Desde que se comenzara a aplicar la biopsia líquida, más de un centenar de pacientes con cáncer de colon se han beneficiado de las ventajas que ofrece esta técnica, convirtiendo al Hospital Reina Sofía en centro referente para otros hospitales de Jaén y Sevilla.

El encuentro científico contará con la participación de ponentes de los servicios de Oncología Médica de Zaragoza, Málaga, Madrid, Valencia, Oviedo y Barcelona, que realizarán una actualización de las diferentes patologías en esta materia. Entre las ponencias, cabría destacar la del doctor Eduardo Díaz Rubio, que hará un recorrido por la evolución del tratamiento del cáncer de colon en los últimos años.

Salud e IMIBIC diseñan una aplicación móvil para facilitar las actuaciones de los profesionales ante casos de violencia de género en Andalucía

Autor IMIBIC

Córdoba, 23 de marzo de 2017

Los centros sanitarios públicos emitieron 4.422 partes de lesiones a los juzgados durante 2016

La aplicación móvil ‘Actúa: atención sanitaria al maltrato’, diseñada por médicos especialistas residentes de Medicina de Familia de Córdoba, dentro de la Red Andaluza de Formacion contra el Maltrato a las Mujeres (Red Formma) de la Consejería de Salud, es desde hoy una nueva herramienta disponible para todos los profesionales de la sanidad pública andaluza que puedan encontrarse ante una situación de violencia de género. La viceconsejera de Salud de la Junta de Andalucía, María Isabel Baena, ha sido la encargada de presentar en Córdoba esta app, la primera de estas características en el ámbito sanitario nacional.

La viceconsejera ha estado acompañada por la secretaria general de Salud Pública y Ordenación Farmacéutica, Remedios Martel, la directora general de Violencia de Género, Mª Ángeles Sepúlveda; el director del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), Justo P. Castaño, la médica de familia del centro de salud de La Carlota y formadora en atención sanitaria a la violencia de género, Leonor García de Vinuesa, y los residentes del proyecto, representados por Jaime Jesús Castro.

‘Actúa’ es una herramienta informática que reforzará las actuaciones que se realizan en los centros sanitarios públicos de Andalucía contra la violencia de género, tanto en el ámbito de la detección precoz, como en el de la prevención y la actuación integral. De rápida lectura, ‘Actúa’ reproduce de manera gráfica y sencilla los protocolos de actuación sanitaria con los que actualmente cuenta el Servicio Andaluz de Salud (SAS) para dar respuesta a estos casos. Así, los profesionales pueden acceder digitalmente de inmediato a estos protocolos, facilitando una respuesta aún más rápida, eficaz y ajustada a las necesidades de atención o asesoramiento que requieran las mujeres víctimas de violencia física, psicológica o sexual en Andalucía.

Asimismo, `Actúa´ permite además a los profesionales detectar y prevenir posibles casos de situaciones de malos tratos y mejorar el pronóstico y el bienestar de las mujeres, de los y las menores a su cargo y de sus familiares. La aplicación contempla también pautas para el seguimiento posterior de la mujer agredida, incluye recomendaciones e informa sobre los recursos que hay disponible en cada municipio, entre otros contenidos de atención, apoyo y ayuda.

‘Actúa, atención sanitaria al maltrato´ es gratuita y está disponible para ser descargada en los dispositivos más usados en la actualidad, ya que ha sido desarrollada para los principales sistemas operativos, como son IOS, Android y Windows Phone.

`Actúa´ cuenta con el respaldo del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) – cuyos profesionales se han encargado de la parte técnica del proyecto – y el patrocinio de la Fundación Cajasur. La Plataforma Cordobesa contra la violencia a las mujeres también ha colaborado con esta iniciativa. María Isabel Baena ha agradecido a sus autores y a las personas y entidades que han colaborado en el desarrollo de esta app “la implicación en el objetivo común que debemos tener todos, no sólo como sistema sanitario, sino como sociedad en su conjunto, de lograr disminuir las cifras de muertes y afectadas por violencia de género”.

`Actúa´ya ha sido probada por personal de los centros de salud y las urgencias de los hospitales públicos, lo que ha permitido constatar su utilidad y eficacia. Asimismo, cuenta con el distintivo `APP saludable´ que otorga la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía (ACSA) para certificar la rigurosidad y calidad de sus contenidos.

La Consejería de Salud dará a conocer y fomentará el uso de esta aplicación móvil en los centros sanitarios a través de la Red Formma, que cuenta con 150 docentes de todas las provincias andaluzas que imparten sensibilización sobre violencia de género a todo el personal, así como formación especializada en esta problemática a profesionales sanitarios y del área de trabajo social, en colaboración con el Instituto Andaluz de la Mujer (IAM). Entre los años 2010 y 2015 la Red Formma ha facilitado a 17.420 profesionales actividades de sensibilización en esta materia.

Apartados de la app

Entre los apartados de la aplicación destaca el denominado `Cómo debo actuar’. Respondiendo a tres sencillas preguntas, dirige al profesional hacia un cuadro con los pasos a seguir según los protocolos del SAS. El apartado `Indicadores de sospecha’ muestra los signos y síntomas que una mujer puede presentar en las consultas y que delatan una situación de maltrato: desde la forma en la que acude o cómo actúa en la consulta, hasta problemas gineco-obstétricos, psicológicos o bien porque presente una sintomatología inespecífica.

El apartado `Parte judicial´ indica cómo rellenarlo adecuadamente con un ejemplo real en formato PDF. La app también aborda las agresiones sexuales y expone paso a paso cómo se debe atender a una mujer que haya sufrido este tipo de violencia, desde cómo notificar el caso al personal forense a cómo proceder en la exploración y la toma de muestras para el posterior proceso legal.

En `Recursos´ aparecen diferentes enlaces de interés a recursos de seguridad, justicia, para atención a menores, mujeres discapacitadas o mujeres inmigrantes. La aplicación contiene también una guía interactiva con las sedes provinciales del IAM y un mapa de Andalucía en el que al pulsar en una determinada provincia y municipio aparecen las direcciones y teléfonos de recursos y dispositivos generales y locales de apoyo y ayuda a la mujer, incluyendo el Teléfono de Información a la Mujer (900 200 999).

Otros contenidos relevantes de la app son el apartado que dedica a la mutilación genital femenina, el específico sobre la atención a menores cuyas madres se encuentran en situación de maltrato y el dedicado a situaciones vulnerables y víctimas de tratas, que son además las cuestiones que incorporaron en la última actualización del protocolo andaluz contra el maltrato en el ámbito sanitario.

Partes emitidos

Durante 2016, los centros del sistema sanitario público de Andalucía emitieron 4.422 partes de lesiones a los juzgados (4.856 en 2015). El 61 por ciento de los partes de lesiones correspondían a mujeres de nuestro país. En 92 casos, la mujer se encontraba embarazada cuando fue lesionada. Por grupos de edad, los mayores porcentajes se dan entre los 20 y los 49 años y casi el 6 por ciento del total de los partes pertenecían a chicas de entre 14 y 19 años.

En cuanto a la situación familiar, los documentos referían que 1.259 mujeres tenían menores a su cargo. En 2.761 partes aparecía reflejada la relación de la mujer con su agresor: en 2.002 casos se trataba la pareja actual (72,5%) y en los 759 casos restantes (27,50%) declararon que el responsable había sido su ex-pareja. En el apartado referido al tipo de maltrato sufrido, el mayor porcentaje correspondió a la violencia física (63,4%), seguida de la psicológica (35,5%) y el 1,6% a maltrato sexual, estos porcentajes corresponden a 1.605 partes en los que sí aparecía especificado el tipo de maltrato infringido.

Los profesionales de los centros sanitarios públicos de Andalucía cuentan desde 2008 con dos protocolos de actuación, uno dirigido a los profesionales de atención primaria y otro a los que trabajan en las urgencias, además de una guía rápida. Los protocolos fueron revisados y actualizados en el año 2016 para favorecer que los centros sanitarios identificarán y realizarán un seguimiento continuo a los hijos de mujeres víctimas de violencia de género, con el objetivo de evitarles secuelas físicas y psicológicas. Otra de las novedades introducidas fue el establecimiento de instrucciones para la toma de muestras orientada a la detección de sustancias de ‘sumisión química’ que facilitan agresiones sexuales a mujeres.

La app facilita la consulta rápida y eficaz de estos protocolos durante la atención a la mujer para ofrecer la asistencia que requiera cada caso así como las derivaciones, medidas y recursos legales oportunos.

Junto a labor de sensibilización y formación que se lleva a cabo con los profesionales sanitarios, debe recordarse la importancia del programa Forma Joven, que bajo la coordinación de la Consejería de Salud, suma los esfuerzos de las diferentes Consejerías, instituciones y agentes sociales en la promoción de conductas saludables. En este ámbito, se desarrollan actividades de prevención en violencia de género en los cursos que se imparten en los centros de enseñanza secundaria, universidades y centros juveniles, orientando a los jóvenes sobre relaciones de pareja igualitarias y saludables y sobre los riesgos de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC). Además se les facilita información práctica, y adaptada a la realidad juvenil, para que sepan reconocer situaciones de maltrato y qué hacer en esos casos.

Investigadores del IMIBIC publican un estudio sobre Hepatitis E que rompe los conceptos que se tenían hasta el momento de esta enfermedad

Autor IMIBIC

  • • El trabajo manifiesta que se pueden producir reinfecciones y, además, se han identificado dos nuevas cepas de este virus, que han quedado registradas con los nombres de Hepatitis E IMIBIC-01 y Hepatitis E IMIBIC-02

Córdoba, 20 de marzo de 2017.- Investigadores del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), del Hospital Universitario Reina Sofía, y la Universidad de Córdoba (UCO), han publicado un estudio en la prestigiosa revista Clinical Infectious Diseases, en el que se reseñan dos situaciones nunca antes descritas en esta enfermedad, que tienen una gran relevancia clínica.

El trabajo ha sido coordinado por el investigador del IMIBIC Antonio Rivero Juárez, y muestra en primer lugar que se pueden producir reinfecciones, es decir, que la enfermedad se puede pasar más de una vez.  En segundo lugar, describe cómo el virus puede acantonarse en el organismo y, bajo condiciones aún desconocidas, puede reactivarse y volver a causar la enfermedad.

Por otro lado, este trabajo ha permitido identificar dos cepas virales nuevas. Estas cepas han sido registradas en GenBank, que es una base de datos internacional gestionada por el Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos (NIH siglas en inglés). A estas cepas se les ha dado el nombre de Hepatitis E IMIBIC-01 y Hepatitis E IMIBIC-02, de modo que cada vez que alguien las cite o trabaje con ellas, aparecerá el nombre del IMIBIC ligado a la Hepatitis E.

La Hepatitis E, enfermedad poco conocida hasta el momento, es una de las principales causas de hepatitis agudas en Europa, constituyendo un importante problema de salud pública. Aproximadamente el 20% de los europeos presentan anticuerpos frente a esta enfermedad, sinónimo de contacto con el virus. Además, en Europa se registran unos 9.000 casos de hepatitis E cada año. Cabe destacar que, en muchos países europeos, como el nuestro, esta enfermedad no es de declaración obligatoria, por lo que se considera que el número de casos anuales podría ser muy superior. Además, su cribado no está incluido en la mayoría de servicios del Sistema Nacional de Salud. El Grupo de Enfermedades Infecciosas del IMIBIC es uno de los pocos laboratorios de investigación de España que trabajan en esta enfermedad.

Existen muchas vías de transmisión de la Hepatitis E. La más eficiente en nuestro entorno es el consumo de agua o alimentos contaminados por el virus. En especial, alimentos de origen porcino o de caza (sobretodo el ciervo y el jabalí).

La infección cursa generalmente como una hepatitis aguda, con ictericia, fiebre y síntomas digestivos. Recientemente, se ha descrito que pueden aparecer síntomas extrahepáticos como alteraciones de sistema nervioso, que pueden llegar a ser graves. En la mayoría de los casos la enfermedad se resuelve sin tratamiento en unas 2-3 semanas. Sin embargo, en ciertas condiciones, como en pacientes inmunodeprimidos, la enfermedad puede hacerse crónica, evolucionando a cirrosis hepática.

Actualmente no existe ningún tratamiento específico ni vacuna aprobada en Europa, para la Hepatitis E, lo que hace aún más necesario profundizar en el estudio y el conocimiento de esta enfermedad.

Referencia: Rivero-Juarez A, Frias M, Lopez-Lopez P, Risalde ML, Brieva T, Machuca I, Camacho A, Martinez-Peinado A, Gomez-Villamandos JC, Rivero A. Hepatitis E virus infection in anti-HEV IgG-carryinfing patients after successful HCV treatment: reactivation or reinfection? Clin Infect Dis. 2017 Jan 11. pii: cix004. doi: 10.1093/cid/cix004. [Epub ahead of print].

 Nota: En la foto, los investigadores del IMIBIC que han participado en el estudio.

Investigadores del IMIBIC, Reina Sofía y UCO estudiarán si la dieta mediterránea, junto a un probiótico, mejora la capacidad intelectual de las personas mayores

Autor IMIBIC

  • • Realizarán un ensayo clínico durante un año y medio que busca mejorar los problemas de memoria de los ancianos

Córdoba, 7 de marzo de 2017.- Investigadores del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), el Hospital Universitario Reina Sofía y la Universidad de Córdoba (UCO), llevarán a cabo el estudio titulado “La dieta mediterránea asociada a probióticos mejora la capacidad cognitiva en pacientes con deterioro cognitivo leve modulando el eje microbiota-intestino-cerebro”, en el que utilizarán tecnologías de alta precisión, como la genómica, la psiconeurología y la neuroimagen funcional de emisión de positrones. Los resultados, que se obtendrán en dos años, podrían suponer una valiosa ayuda para las personas con problemas cognitivos a través de medidas totalmente inocuas.

La duración del estudio será de año y medio y se desarrollará en el IMIBIC, donde un total de 60 hombres y mujeres de más de 65 años recibirán varias dietas, aunque la clave se centra en conocer si el beneficio sobre la salud intelectual de la dieta mediterránea puede potenciarse con ayuda de un probiótico, consistente en dos de los gérmenes más conocidos por su presencia en el yogur y a los que se debe el beneficio de este alimento. 

Precisamente, uno de los hechos más relevantes se centra en demostrar que los microbios intestinales pueden actuar beneficiosamente sobre el sistema nervioso por la producción de sustancias saludables, hecho aún no demostrado y que supondría un importante avance, en caso de confirmarse, para el conocimiento de la microbiota intestinal y para mejorar la capacidad mental de las personas mayores.

Dada la complejidad del estudio ha sido necesario formar un equipo multidisciplinar de investigadores vinculados al Hospital Universitario Reina Sofía, la Universidad de Córdoba (UCO)y el CIBER de obesidad, con el apoyo y financiación del Instituto de Salud Carlos III, la institución más importante en financiación de biomedicina.

En el estudio participan los doctores Ochoa, Agüera, Conde, Jover, Carmona, de la Unidad de Neurología; Vallejo y Carmona de Medicina Nuclear; y Baba, León, Pérez Jiménez y Pérez Martínez, de Medicina Interna. Los responsables principales son los doctores Pérez Jiménez y Pérez Martínez.

Nota: En la foto, de izquierda a derecha, Francisco Pérez Jiménez, Andrea Corinna Baba, Ana León, Juan José Ochoa, Elvira Carmona, Eduardo Agüera, Cristina Conde, Claudia Carmona, Ana Jover, Juan Antonio Vallejo, y Pablo Pérez.

Investigadores del IMIBIC constatan que registrar cuándo y en qué circunstancias se producen las caídas en personas mayores podría reducir su incidencia

Autor IMIBIC

• Esta línea de trabajo favorece la seguridad de los ancianos a través del estudio de las causas y circunstancias que rodean estos accidentes, y promueve un envejecimiento saludable

Córdoba, 27 de febrero de 2017.- Investigadores del grupo “Cuidados enfermeros integrales. Perspectiva multidisciplinar” del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), el Hospital Universitario Reina Sofía y la Universidad de Córdoba (UCO), han constatado la influencia de los ritmos biológicos en las caídas de personas mayores, de manera que el estudio de las causas y circunstancias que rodean las caídas podría favorecer la seguridad de los mayores, reducir su fragilidad y promover un envejecimiento saludable.

La Cronobiología, concretamente la mirada a los fenómenos de la salud y la enfermedad desde la perspectiva de los ritmos biológicos, así como el abordaje individual según el género de la persona, está constituyéndose en una línea consolidada de investigación en el IMIBIC. En esta línea se trabaja en colaboración con grupos de prestigio internacional de las universidades de Ferrara (Italia) y Austin (EEUU), que son referentes en la Cronobiología moderna.

Estos trabajos son de gran interés para ciudadanos y profesionales sanitarios pues se ha detectado que no existen registros exhaustivos de las caídas que contemplen las causas, circunstancias, momento del día, semana, año, tanto en   los ámbitos de atención primaria como especializada. Gracias a estos registros, se podrían plantear medidas preventivas específicas que favorezcan la seguridad en los mayores y reduzcan el número de caídas.

De hecho, la documentación de causas y circunstancias que rodean a la caída permite mejorar el conocimiento de la epidemiología de la misma, al identificarse los intervalos diarios, semanales y anuales, así como los turnos de enfermería de elevado riesgo en los casos de personas hospitalizadas e ingresadas en residencias de mayores, que son aspectos cruciales para la mejora de los programas de seguridad del paciente.

Las caídas en las personas mayores se producen por varios factores y existen patrones temporales de 24 horas que se ajustan a la incidencia de estos sucesos, y que varían según el ámbito sea hospitalario o comunitario, si bien, por lo general la tendencia es matinal. Estos sucesos se asocian de manera específica a distintos factores, tales como la edad y el género, pues las circunstancias de la caída difieren y dependen, por ejemplo, del grado de autonomía, de tal modo que una mayor autonomía se asocia con mayor riesgo de caída.

La actividad científica de este grupo de investigación del IMIBIC en este ámbito comenzó en 2013 con el proyecto “El patrón cronobiológico como factor causante de caídas en la población de mayor de 65 años” (financiado por la Fundación MAPFRE en 2014). Los resultados obtenidos se presentaron en 2015, en formato de tesis doctoral en la Universidad de Córdoba, por el investigador Pablo Jesús López Soto. Tras este proyecto, la producción surgida de esta línea de trabajo ha sido especialmente fructífera en el último año, con la publicación de seis artículos en revistas de impacto internacional, el último de ellos publicado en el número de noviembre/diciembre de 2016 en la revista Nursing Research, por los doctores López Soto, Smolensky, Sackett-Lundeen, De Giorgi, Rodríguez Borrego, Manfredini, Pelati, y Fabbian, y titulado “Temporal patterns of in hospital falls of elderly patients”.

Nota: En la foto, investigadores del grupo Cuidados Enfermeros Integrales del IMIBIC.

Sobre el IMIBIC

El Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) es uno de los 29 institutos acreditados en España para la investigación sanitaria por el Instituto de Salud Carlos III. El Instituto es un espacio de investigación multidisciplinar en el que trabajan conjuntamente científicos procedentes del ámbito universitario y sanitario para la mejora de la salud de los ciudadanos y el desarrollo social y económico de la provincia de Córdoba.

Fue creado en 2008 a partir de un acuerdo entre la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía, la Consejería de Economía y Conocimiento de la Junta de Andalucía y la Universidad de Córdoba.

www.imibic.org

Para más información: 671596948 montse.sans@imibic.org

Investigadores del IMIBIC demuestran que estar alerta ante la sospecha de trastorno del ritmo cardíaco permite la identificación precoz de nuevos casos

Autor IMIBIC

  • El estudio resalta la importancia de la búsqueda activa de pacientes mayores sintomáticos para diagnosticar esta patología y evitar accidentes isquémicos

Córdoba, 20 de febrero de 2017.- Investigadores clínicos del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) han publicado un estudio (estudio DOFA-AP) que demuestra que una actitud de alerta por parte de los médicos de familia y de personal de enfermería de los centros de atención primaria ante la presencia de síntomas o signos de sospecha de trastorno del ritmo cardíaco, resulta eficaz, ya que permite diagnosticar hasta un 6,7% de nuevos casos y, de esta manera iniciar precozmente su tratamiento y reducir la posibilidad de futuros accidentes isquémicos.

En este estudio, un ensayo clínico controlado, se han comparado dos estrategias de intervención, por un lado la toma del pulso arterial a pacientes mayores de 65 años asintomáticos, y por otro, a pacientes con algún síntoma o signo compatible con una fibrilación auricular, y aunque con el primer método se llega a detectar hasta un 1,1% de nuevos casos de esta patología, el segundo resulta 6 veces más rentable.

El estudio, comenzado en 2012, y coordinado por los doctores Luis Pérula y Enrique Martín, técnico de Salud y tutor, respectivamente de la Unidad Docente de Medicina Familiar y Comunitaria de Córdoba, ha contado con el respaldo de la Consejería de Salud, la Red Española de Atención Primaria y las sociedades andaluzas y española de Medicina Familiar y Comunitaria. Han participado 218 facultativos de medicina general, 101 enfermeros procedentes de 48 centros de atención primaria, localizados en 20 provincias españolas, y más de 7.000 pacientes.

La relevancia clínica de la fibrilación auricular reside en el hecho de que el 50% de los accidentes isquémicos se atribuyen a este tipo de arritmia, y si ésta se detecta precozmente, puede evitar la aparición de secuelas mayores, ya que actualmente se cuenta con un tratamiento efectivo para ello.

Una peculiaridad de este tipo de arritmia es que a menudo se diagnostica por casualidad (fibrilación auricular subclínica). De ahí la importancia de realizar este estudio, en el que se demuestra que prestar una mayor atención a las personas mayores que acuden a los profesionales de atención primaria por síntomas banales, como cansancio o intolerancia al esfuerzo, mareos, un ahogo, o palpitaciones, pueden ser una oportunidad para detectar una fibrilación auricular en sus primeros estadios, por lo que lo aconsejable en estos casos es tomar al paciente el pulso arterial, y si este es irregular, realizar un electrocardiograma para confirmar el diagnóstico.

Además de haberse difundido sus resultados en varios eventos científicos y lograr varios premios, el estudio ha sido publicado en revistas médicas de prestigio, como Medicina Clínica, una de las más relevantes en el plano nacional.

Nota: En la foto, la toma del pulso arterial como método de detección de fibrilación auricular.

Sobre el IMIBIC

El Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) es uno de los 29 institutos acreditados en España para la investigación sanitaria por el Instituto de Salud Carlos III. El Instituto es un espacio de investigación multidisciplinar en el que trabajan conjuntamente científicos procedentes del ámbito universitario y sanitario para la mejora de la salud de los ciudadanos y el desarrollo social y económico de la provincia de Córdoba.

Fue creado en 2008 a partir de un acuerdo entre la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía, la Consejería de Economía y Conocimiento de la Junta de Andalucía y la Universidad de Córdoba.

Para más información: 671596948 montse.sans@imibic.org

El IMIBIC acoge un taller sobre alimentación saludable y retos de futuro en la nutrición

Autor IMIBIC

 

  • Pérez Jiménez destaca la importancia de que los efectos beneficiosos de los productos alimenticios cuenten con validación científica

Córdoba, 14 de febrero de 2017.- El Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), ha acogido hoy un taller sobre alimentación saludable en el que se han analizado los retos de futuro en el campo de la nutrición.

El taller, organizado por el IMIBIC y Tecnalia, y que ha contado con más de 20 asistentes de distintas instituciones sanitarias y empresariales, entidades y empresas del ámbito alimentario, ha incluido una ponencia del catedrático de la Universidad de Córdoba (UCO) y jefe de Servicio de Medicina Interna del Hospital Universitario Reina Sofía, Francisco Pérez Jiménez, en la que ha destacado la importancia de que los beneficios saludables de los productos alimenticios cuenten con validación científica.

En la jornada se han tratado temas de relevancia relacionados con las tendencias de futuro de la alimentación saludable, así como los retos que la alimentación para personas mayores supone ante el incremento del envejecimiento de la población.

El IMIBIC participa en la generación de ideas así como en distintos estudios en esta materia, ha indicado Pérez Jiménez, a través de la elaboración de informes en los que se han identificado ingredientes potencialmente saludables, y el diseño de proyectos científicos como estudios experimentales, ensayos clínicos y publicaciones de las evidencias obtenidas.

Por su parte, el director científico del IMIBIC, Justo P. Castaño, ha resaltado que este taller es “una cita institucional transversal, en la que se pone de manifiesto el fabuloso ecosistema de Córdoba, que cuenta con un enorme músculo industrial y de conocimiento con la Universidad y el CEIA3”. El eje Universidad, Medicina y Tecnología es fundamental, según Castaño, para abordar uno de los retos de la alimentación, adaptar los alimentos al envejecimiento saludable.

Nota: En la foto, el doctor Pérez Jiménez durante su presentación.

El diseño de nuevos materiales emplea nanopartículas y moléculas que imitan la formación de membranas celulares

Autor IMIBIC
  • Una investigación de las Universidades de Córdoba, Complutense de Madrid y Münster encuentra la forma de producir nuevas estructuras artificiales a partir de nanopartículas de oro con características similares a las membranas que cubren las células

Desde que Prometeo modeló a los hombres a partir de un poco de barro después de su enésima bronca con Zeus y el doctor Frankenstein –el moderno Prometeo como lo llamó su autora Mary Shelley- trató de imitarlo intentando devolver la vida a un cadáver a base de corrientes eléctricas, la ficción no ha cesado en su intento de presentar relatos más o menos verosímiles en los que el ser humano consigue por fin dominar la vida. Quizás sin intención de dominarla, pero sí de imitarla, la ciencia ha buscado en la biología algunas de las soluciones a muchos de los problemas planteados, sin mayor pretensión metafísica que emular determinados procesos naturales útiles para el desarrollo de la misma ciencia o la tecnología.

Con esa intención, un equipo de investigación de las Universidades de Córdoba, Complutense de Madrid y Münster (Alemania) ha propuesto una combinación de nanopartículas metálicas y moléculas orgánicas que imitan el proceso bioquímico que permite la formación de las membranas celulares. Los resultados han sido publicados en la revista Journal of the American Chemical Society y su innovación radica en el autoensamblaje de las nanopartículas mediante la asociación de moléculas sintetizadas expresamente para ello. Utilizando un estímulo mecánico sobre las nanopartículas, los investigadores han conseguido que éstas repliquen el proceso bioquímico de las membranas dando lugar a la formación de nuevas microestructuras.

El profesor Juan José Giner, investigador del programa ‘Ramón y Cajal’ en la Universidad de Córdoba y el Instituto Universitario de Investigación en Química Fina y Nanoquímica, comenta los resultados de este trabajo de investigación básica con respecto al desarrollo de nuevos materiales o tecnologías. “La formación de membranas celulares no es un proceso bioquímico cualquiera; es un paso crucial en el origen de la vida, en el que la maquinaria bioquímica se incluye dentro de un contenedor y comienza a replicarse”, describe Giner, que aclara que estos resultados son fruto de un año de trabajo conjunto de los autores del artículo, que esperan seguir profundizando en esta línea de investigación.

El diseño de nuevos materiales ha posibilitado en la última década importantes avances tecnológicos en ámbitos tan diferentes como la electrónica, la biomedicina o la construcción. Desde hormigones con mayor capacidad aislante a válvulas cardíacas, medicamentos o tejidos impermeables, la nanotecnología ha facilitado materiales que han revolucionado algunos de esos sectores productivos. En la Universidad de Córdoba,  la investigación relacionada con la nanotecnología es desarrollada por los investigadores del Instituto Universitario de Química Fina y Nanoquímica creado en 1994.

João Paulo Coelho, María José Mayoral, Luis Camacho, María T. Martín-Romero, Gloria Tardajos, Iván López-Montero, Eduardo Sanz, David Ávila-Brande⊥, Juan José Giner-Casares, Gustavo Fernández and Andrés Guerrero-Martínez (2016) “Mechanosensitive Gold Colloidal Membranes Mediated by Supramolecular Interfacial Self-Assembly”. Journal os The American Chemical Society, 2017, 139 (3), pp 1120–1128. DOI: 10.1021/jacs.6b09485

Más de 80 expertos analizan en el IMIBIC la situación de la investigación en Hematología en Andalucía

Autor IMIBIC

En la foto, de izquierda a derecha, los doctores Josefina Serrano, José López Miranda, Concha Herrera y Mariano Ledesma.

• La viceconsejera de Salud, María Isabel Baena, destaca en una ponencia el compromiso con la actividad investigadora de calidad

 

Córdoba, 10 de febrero de 2017.- Más de 80 expertos en Hematología procedentes de toda Andalucía han analizado hoy en el Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), la situación de la investigación en esta materia en la comunidad autónoma. La viceconsejera de Salud, María Isabel Baena, ha pronunciado una ponencia en la que ha abordado el compromiso con  la investigación de calidad en la región.

 

La Jornada de Investigación en Hematología en Andalucía ha contado con un total de 8 ponencias, agrupadas en dos mesas redondas, una centrada en la investigación clínica y la otra en la investigación traslacional. Además, se ha desarrollado una muestra de trabajos de jóvenes investigadores de Andalucía, según ha indicado la directora de la Unidad de Gestión Clínica (UGC) de Hematología del Hospital Universitario Reina Sofía e investigadora del IMIBIC, Concha Herrera.

 

Herrera ha destacado el interés de esta reunión en la que se han repasado los principales aspectos de la investigación andaluza en hematología, tanto en el ámbito público, en hospitales del Servicio Sanitario Público de Andalucía (SSPA) e institutos de investigación, como en el ámbito privado, en centros de investigación como el Centro de Investigación Traslacional Europa (CITRE), que han apostado por ubicarse en Andalucía.

 

La estructura de la jornada, dividida en dos mesas redondas sobre investigación clínica y traslacional, ha permitido aportar una visión global de los principales avances en hematología y ha puesto en valor la investigación andaluza en esta especialidad.

 

El hematólogo del Hospital Virgen Macarena-Rocío de Sevilla, Guillermo Rodríguez, ha presentado la Red-Plataforma Andaluza de Ensayos Clínicos en Hematología, una iniciativa dirigida a facilitar la participación de pacientes de toda Andalucía en los ensayos que estén abiertos en cualquier hospital de la comunidad, facilitando así el acceso a nuevas terapias en investigación a pacientes de todo el ámbito geográfico de Andalucía y no solamente a los que corresponden a los grandes hospitales en los que se desarrolla el mayor número de ensayos.

 

Por su parte, la directora de la Iniciativa Andaluza en Terapias Avanzadas (IATA), Natividad Cuende, ha hablado sobre ensayos clínicos en esta materia, en la que Andalucía se encuentra a la cabeza del país con 25 ensayos clínicos en curso o finalizados en terapia celular e ingeniería tisular de los que la propia IATA es promotora. El facultativo especialista de área de la Unidad de Gestión Clínica de Hematología y Hemoterapia del Hospital Reina Sofía e investigador del IMIBIC Joaquín Sánchez, ha pronunciado la charla “Inmunoterapia en hemopatías malignas: CAR-T”.

 

La terapia génica en Andalucía ha protagonizado la ponencia de Francisco Martín, investigador principal del grupo Terapia Génica y Celular del Centro Pfizer-Universidad de Granada-Junta de Andalucía de Genómica e Investigación Oncológica (GENYO), en la que ha ofrecido una perspectiva de los avances en este terreno.

 

 

Sobre el IMIBIC

El Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) es uno de los 29 institutos acreditados en España para la investigación sanitaria por el Instituto de Salud Carlos III. El Instituto es un espacio de investigación multidisciplinar en el que trabajan conjuntamente científicos procedentes del ámbito universitario y sanitario para la mejora de la salud de los ciudadanos y el desarrollo social y económico de la provincia de Córdoba.

Fue creado en 2008 a partir de un acuerdo entre la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía, la Consejería de Economía y Conocimiento de la Junta de Andalucía y la Universidad de Córdoba.

www.imibic.org

Para más información: 671596948 montse.sans@imibic.org

El IMIBIC acoge una reunión que trata de potenciar la colaboración entre profesionales de diversas especialidades sanitarias de la región e investigadores

Autor IMIBIC

  • El objetivo de este encuentro ha sido fomentar la colaboración en el área de investigación.

El Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) ha acogido un encuentro entre investigadores locales y miembros del departamento médico de Roche Farma en España.

Como muestra del compromiso con la innovación, el objetivo de este encuentro ha sido potenciar los lazos de colaboración en el área de investigación entre profesionales de diversas especialidades sanitarias de la región e investigadores.

La reunión entre Roche y el IMIBIC de Córdoba contó con la presencia de la directora gerente del Hospital Universitario Reina Sofía, Marina Álvarez. Durante la sesión se trataron diversos temas de interés para ambas partes y se expuso el histórico de la colaboración y compromiso de Roche con el IMIBIC y la investigación.

Roche Farma apuesta por la I+D en la región, como lo demuestra la inversión en Andalucía en estudios patrocinados directamente por la compañía, cuya cuantía asciende a más de 7 millones de euros con un impacto total en más de 716 pacientes a lo largo de 2016.

Nota: En la foto, responsables del Hospital Universitario Reina Sofía, IMIBIC y Roche